Para mantener dientes sanos y fuertes, es necesario que cumplamos con el hábito de higiene diaria acompañado de una alimentación saludable, así mismo, consumir alimentos que contengan vitaminas y minerales ya que estos favorecen nuestra salud dental, además hay alimentos que son excelentes protectores de los dientes contra los agentes que provocan las caries y la placa. Debemos conocer los beneficios que nos aportan cada alimento que ingerimos ya que de ellos depende que nuestros dientes estén protegidos y se fortalezcan.  Por otro lado, hay también alimentos que nos ayudan a blanquearlos naturalmente mientras les aporta salud y estética.

Entre estos alimentos recomendados  para el cuidado de nuestros dientes,  encontramos algunos productos lácteos como el queso, la leche o yogur natural. Estos alimentos contienen una gran cantidad de calcio, siendo este un mineral importante para cuidar nuestros dientes y que se mantengan fuertes para evitar que se manchen, así como también estabiliza y repara el esmalte, ayudan a prevenir las enfermedades buco-dental que afectan los ligamentos y los huesos que sujetan las piezas dentales evitando de esta forma la periodontitis. Los alimentos lácteos son los más importantes en nuestra alimentación si queremos mantener una dentadura fuerte y sana.

Sin embargo, no todos los productos lácteos contienen un alto contenido de calcio, por eso es recomendable revisar la etiqueta para saber el porcentaje de calcio que aporta cada porción. Los vegetales tales como las espinacas, el brócoli y las acelgas, también aportan gran cantidad de calcio, por lo que son una buena opción para mantener la dentadura en perfecto estado. Estos vegetales deben masticarse muchas veces antes de ingerirlos, convirtiéndose en aliados para ejercitar también la mandibula y fortalecer las encías.

Lo mismo pasa si masticamos vegetales crudos como zanahoria o apio, esto colabora con la limpieza buco-dental y mantiene las encías sanas. Las verduras de hojas verdes contienen gran cantidad de fibra, siendo excelente para los dientes pues al masticarlas mucho, se produce la saliva que se encarga de limpiar y enjuagar los dientes neutralizando así el ácido que se produce en la boca. Los granos como los frijoles, también contienen gran cantidad de fibra, ofreciendo de esta forma los mismos beneficios. Otros vegetales y frutas crudas como la manzana, las peras y los pepinos también fortalecen los dientes limpiandolos y protegiendo las encías.

El té verde o el té negro protegen los dientes y las encías de manera similar, brindando excelentes beneficios gracias a los antioxidantes que contienen, combatiendo las bacterias y enfermedades, así como también  los protege de la placa que se adhiere a ellos pues contiene flúor lo que previene las caries y los ayuda a fortalecerse mucho más. A dicho cuidado podemos sumarle el salmón, por su alto contenido en omega 3 y además por ser una fuente saludable de vitamina D que ayuda al organismo a absorber el calcio para que los minerales puedan cumplir su función de fortalecer y proteger los dientes.

Expertos aseguran que comer manzana además de fortalecer los dientes, ayuda a pulirlos y a mantener sanas las encías y así obtener resultados visibles como una dentadura más blanca y un aliento mucho más fresco. También es recomendable el consumo de fresas, kiwi, plátano o cambur, la piña, uvas pasas, así como la zanahoria y la cebolla, ya que estos alimentos actúan como removedores de manchas de forma natural. Dichos alimentos son un complemento para mantener tu sonrisa saludable y con una dentadura fuerte, pero es fundamental cuidar tu higiene bucal para garantizar mejores resultados.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here